Domo Geodésico


Una cúpula o domo geodésico es parte de una esfera geodésica, un poliedro generado a partir de un icosaedro o un dodecaedro, aunque puede generarse de cualquiera de los sólidos platónicos.

La construcción de un Domo geodésico es al menos un 25% mas económica, que una construcción normal de la misma superficie, porque su estructura soportante es techumbre y muros a la vez, por lo que la cantidad de materiales de construcción es menor.




La estructura principal se basa en un reticulado de triángulos, que permiten la prefabricación y una rapidez de montaje.

Estabilidad estructural, al estar compuesto de triángulos, que son elementos indeformables, tienen cualidades de resistencia a movimientos sísmicos, cargas de vientos, cargas dinámicas y estáticas (como nieve).

La estructura es liviana en la relación a la superficie de la envolvente, lo que lo hace un edificación muy fuerte y resistente.

Estabilidad térmica, al ser una forma semiesférica los flujos de aire son circulares, por lo que son espacios fáciles de calefaccionar, la sección que se enfrenta al sol es menor por su cubierta curva, por lo que no hay grandes variaciones de temperatura en verano e invierno.




Los domos geodésicos permiten una libertad de diseño interior ya que no se necesitan soportes para tabiques, es posible poner ventanas en cualquier posición o en cualquier triangulo.